Seguidores

sábado, 26 de mayo de 2012

ALBÓNDIGAS DE PESCADO Y GAMBAS EN SALSA

Querida madre: Esta semana voy a tener la agenda muy apretada.

El viernes es la fiesta de graduación de tu biznieto Armando.

A las 7 de la tarde se repartirán los diplomas en el Salón de Actos de su colegio y allí estaremos todos. Yo sé que no faltarás, él se alegrará mucho de sentir tu abrazo y felicitación.


Sólo me doy cuenta de lo rápido que se me pasan los años, al ver a mis nietos crecer.


Armando fue nuestro primer nieto y tu biznieto ¡qué alegría hemos tenido cuando nació! Tanto para los abuelos de ambas familias, como para todos los tíos y tías, siempre fue el juguete esperado.


Hoy es un chico guapo y muy alto, sigue siendo muy serio, de pocas palabras y muy estudioso, pero todavía conserva ese cariño tan especial que mostraba al abrazarnos.


Después de recibir los diplomas, dejarán a un lado el uniforme del colegio y se vestirán con un traje oscuro y corbata ¡qué guapo tiene que estar! Después, los chicos y chicas de su promoción, se darán cita en una cena.



Pasado este día, que no olvidarán, volverán al estudio, pronto tendrán la Selectividad y con ella, dependiendo de la nota que saquen, se determinará la carrera a elegir y, posiblemente, su futuro.


El sábado, se celebra un Campeonato de Gimnasia Rítmica en un pueblecito a unos 35 kilómetros de aquí, en él van a participar dos de tus biznietas: Katiuska y Laura ¿te acuerdas de ellas?

Eran muy pequeñas cuando tú te has ido, pero yo he logrado que no te olviden, siempre que sale en conversación algo relacionado contigo, les hablo de ti.


Me gustaría ir a verlas, pero me quedaré con el hermano pequeño de Laura, Alexis, tú no has llegado a conocerle, pero es de rico…

Le encanta el ordenador, nada más llegar a casa lo enciende y se mete en los juegos de Mario Bross o de Agame, es feliz.

Yo creo que maneja el ratón mejor que su abuela.

C
omo verás, mi vida transcurre entre añoranzas y ratos felices, ya nada es igual a la felicidad de antaño, a esa que salía de mi corazón en cada minuto de mi vida, sin preocuparme de ella, se había instalado como dueña y señora de mi persona.


Y ya que he mencionado la felicidad, el otro día he encontrado una frase que me ha gustado mucho, dice así:

“NUNCA CREAS FELIZ A NADIE QUE ESTÉ PENDIENTE DE LA FELICIDAD.

SE APOYA EN UNA BASE FRÁGIL QUIEN PONE SU ALEGRÍA EN LO ADVENTICIO.

EL GOCE QUE VIENE DE AFUERA, AFUERA SE IRÁ.

POR EL CONTRARIO, AQUEL QUE NACE DE UNO MISMO, ES FIEL Y FIRME Y CRECE Y NOS ACOMPAÑA HASTA EL FIN”

LUCIO ANNEO SÉNECA.

Te escribo hoy jueves pues, como te dije, voy a estar muy ocupada.

Ahora voy a enviarte rápidamente la receta de esta semana.

ALBÓNDIGAS DE PESCADO EN SALSA


INGREDIENTES:

Un lomo de pescadilla, 250 gramos de gambas, un huevo, ajo, perejil, pan rallado (sirve miga de pan remojada en leche) sal, harina y aceite.

Para la salsa, dos cebollas o cebolletas, una cucharada de carne de pimiento choricero, tres cucharadas de tomate frito, un vaso pequeño de vino blanco, sal, aceite y caldo de pescado.


PREPARACIÓN:

1- Hacer un caldo de pescado aprovechando la espina, la cabeza de la pescadilla y las cabezas y cáscaras de las gambas, añadir una rama de perejil, un trozo de cebolla y la parte verde de un puerro. Dejar cocer 20 minutos, colar el caldo y reservar.
2- Sacar la piel a la pescadilla (sirven filetes de pescado que venden congelados sin piel ni espinas, aconsejaría descongelarlos en leche para que queden más jugosos).
 
3- Hacer trocitos pequeños con el pescado, ponerlos en un bol y añadir: las gambas cortadas en trocitos, el huevo, dos dientes de ajo y perejil finamente picados, un poco de pan rallado y el punto de sal. Remover para mezclar bien. Si quedase muy apelmazado, se soltará un poco con leche o con más huevo.


4- Formar bolas con el preparado anterior, pasarlas por harina y dorarlas en una sartén con abundante aceite. Retirar y reservar.


5- Salsa: Poner una sartén al fuego con un poco de aceite, añadirle las cebollas muy picaditas, salar, dejar pochar lentamente. Cuando la cebolla está muy transparente, se le añade la carne de pimiento choricero, la salsa de tomate, el vino blanco, se sube el fuego para que se evapore el alcohol y, por último, se alarga la salsa con un poco del caldo de pescado que teníamos reservado.


6- Meter las albóndigas en la salsa, dejar cocer unos 10 minutos, retirar la cazuela del fuego, dejar reposar un ratito y servir.

Ya es un poco tarde, me está entrando el sueño, ya sólo me queda darte un fuerte abrazo de buenas noches con todo mi cariño.    
 
              Kasioles


60 comentarios:

  1. SOY LA PRIMERAAAAAAAAAAAAAA!!!!!!
    Antes que nada te felicito por tu nieto, seguro que tu madre desde arriba estará muy feliz y la receta está de "rechupete"...
    Feliz fin de semana amiga querida y besitos en el alma
    Scarlet2807

    ResponderEliminar
  2. Linda frase sobre la felicidad y muy certera, solo la felicidad interna es plena y muy dificil de intimidar.
    la receta debo leerla con mucha atencion despues pues me parecio un poco dificil pero si debo intentar porque parece delicioso!
    Se feliz querida amiga, vive la vida plenamente.
    besos,

    ResponderEliminar
  3. Felicidades amiga, eres maravillosa. Tú eres la felicidad. Un beso amiga y gracias por tan exquisita receta. Feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  4. Y las generaciones se van sucediendo,y con ello la vida que nos envuelve a todos.
    FELICIDADES POR TU NIETO, amiga!

    Y esta receta, qué te digo...se ve...mmmmmmmmmm....más que deliciosa, para mi sobretodo que me vengo levantando casi, he dormido como nunca hoy, no he tomado desayuno, y tú con tus tentaciones! ayayai.... mi estómago no soporta más!... :)

    Mil besos porque todo lo haces con amor, eso se nota.

    ABRAZOS Y BESOS.
    Y DISFRUTEN ESA CEREMONIA!

    ;)

    ResponderEliminar
  5. ¿Ves? y yo sin nietos ni intenciones (como se pongan tontos van a salir de aquí con los preservativos pinchados, mira tú por donde).

    Una pinta estupenda la receta, sustituiré las gambas por palitos de cangrego, por ejemplo, que a mí no me gusta el marisco.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Qué tal la graduación? Alguna lagrimilla caería...Crecen que ni te das cuenta y rezando porque sean buenas personas y que tampoco sean políticos, jajajaja.

    Esta receta es muy fácil y se ve de sabrosa y aunque haga calor, se come bien.

    Buen finde, dulce Kasioles y se feliz, muy feliz.

    Muchos besos para tí y tu familia.

    ResponderEliminar
  7. ¡Qué ricas!, las haces como las hacía mi madre a excepción de los pimientos choriceros.

    ResponderEliminar
  8. Hola, Kasioles

    Al crecer los niños te das cuenta que el tiempo pasa muy rápido. Eso me pasa con mi sobrina.

    ¿Qué tal estuvo la graduación? ¿Muchos nervios?

    La recata, dice: "cómeme, cómeme".

    Besotes.

    ResponderEliminar
  9. Ante todo enhorabuena por tu nieto, tu madre estará muy contenta, ella lo ve todo desde lejos.
    Y esas albondigas tienen que estar buenísimas, yo solía hacerlas pero solo con gambas, con pescado tienen que estar muy buenas tambien y cunden más.

    Un beso Kasioles

    Pilar

    ResponderEliminar
  10. Será un dia inolvidable esa esperada y trabajada graduacion.

    Las albondigas tienen buena pinta pero yo soy más de gambitas al ajillo o rape en salasa.

    Saludos

    ResponderEliminar
  11. Entre añoranzas y recuerdos felices ... como dices es que he vuelto mi querida Kasioles. Un placer volver a encontrate.
    Te invito cuando puedas a visitar mi blog nuevamente.

    Gracias por esta riquísima receta, la voy a prepara cundo regrese mi marido de su viaje la semana que entra. Ya te cuento.

    ResponderEliminar
  12. Holaaa, como me gusta leer tus cartas, transmites tanto!
    Nunca he preparado albóndigas de pescado, pero es que estas tienen una pinta increíble, me han encantado. Le estoy diciendo a mi marido que mire que ricas albóndigas de pescado y me mira raro jajajaja, que sabrá él!
    Un besoooo

    ResponderEliminar
  13. Kasioes felicitaciones por la graduación de tu nieto, me imagino la alegria que tienes.
    Y te has lucido con esos albóndigas de pescado, una verdadera delicia.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Esto tiene que estar de vicio. Seguramente han desparecido en visto y no visto.
    Lo de olvidarnos de las cosas creo que s un mal frecuente. Mientras no guardes el monedero en el congelador como yo, no es preocupante.
    Bss y buen domingo
    ¡Que suerte tener un nieto ya graduado!.

    ResponderEliminar
  15. Buenas noches Kasioles.
    Que hermosas cartas le escribes a tu madre y con que gran convencimiento le dices que todos sentireis su abrazo, seguro que desde su lugar se siente muy orgullosa de tus dotes de escritora de bellas cartas, y de cocinera que nos regalas estas cosas tan ricas, se ven preciosas y seguro que saben a gloria.
    Gracias y un abrazo.
    Ambar.

    ResponderEliminar
  16. Felicitaciones por el nieto que te ha tocado: estudioso y guapo.
    Ricas tus albóndigas y fáciles.
    Saludos desde mi blog de NUTRICIÓN http://siempreseraprimavera.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  17. Amiga...Muchìsimas felicidades por la graduaciòn de tu nieto Armando..

    woww.. esas albondigas estan para chuparse los dedos..se ven super deliciosas..aunque se me hace un poquitin complicada la receta pues hay que hacer dos preparaciones tanto la del pescado como la de la salsa...pero sin duda vale la pena con tal de disfrutar esas ricas albondigas.

    Besitos

    ResponderEliminar
  18. Esas albóndigas las hago yo,sí o sí,porque tienen que estar deliciosas.
    Por lo demás,leyendo tu ajetreo de la semana,me has recordado el mío,distinto y similar a la vez.
    Mi hijo se licencia el viernes también como periodista y la niña tiene ensayos continuos,(de tres horas diarias)para el festival de final de curso de ballet y pasará más tiempo en el conservatorio que en casa esta semana y la próxima.
    Coche arriba,coche abajo voy a ir con la nena,pero son felices y yo con ellos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Que día inolvidable, de esos que se recuerdan siempre. Felicitaciones por su graduación y a las niñas por la muestra.

    Te dejo un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  20. Hoy tu madre se sentirá feliz con esa entrega de diplomas ,a buen seguro que será tan feliz como tu lo seas.
    Que decir de tu receta,¡lástima no encontrarla servida en mi mesa!.
    Acabo de llegar de la despedida de la catequesis, ayer nos fuimos de excursión con los chicos y los padres, por la zona de Ponteceso , el Dolmen de Dombate y el Castro celta próximo a Laxe.
    Cuesta arriba y cuesta abajo asi unos 8Km, así que todos felices pero catequistas , padres y niños agotaitos.
    Muchos beso y mi cariño

    ResponderEliminar
  21. Hola preciosa,
    que buena pinta esas recetas....
    me parecem deliciosas!!
    muchas felicidades y muchos besitossss

    ResponderEliminar
  22. Preciosas palabras, cuanta ternura hay en ellas Kasioles, cuanto cariño... Y la receta... me la apunto!! Un beso.

    ResponderEliminar
  23. En primer lugar Kasioles, felicidades por tus nietos. Debes estar muy orgullosa, como se ve.
    Estar ocupada es muy importante, te aleja de recuerdos y de penas.
    Y como bien expresas en el dicho de Séneca, la felicidad no se busca, se encuentra.
    Mil gracias por tu entrega y por tan buena receta.
    Muchos besos. Rosa.

    ResponderEliminar
  24. Mis felicitaciones por tu nieto disfrútalo amiga mía, y está receta de albóndigas se ven de lo más exquisitas.

    Mil abrazos llenos siempre de mi cariño amiga mía, te quiero mucho y gracias por estar a mi lado. Pasa una estupenda semana.

    ResponderEliminar
  25. Escarlet 2807: ¡Bienvenida! y de esta vez muy puntual, ya sabes que me alegro cada vez que te leo.
    Lo de mi nieto Armando, ha sido un acto muy emotivo, lleva en el colegio desde el año 1997, toda una etapa maravillosa de su vida.
    Pronto le tocará afrontar otra más difícil y distinta.
    Cariños.

    Patricia: Ese filósofo siempre es actualidad. Así, tal cual lo explica, siento yo la verdadera felicidad.
    La receta es muy sencilla, léela con atención. Si te parece complicada la salsa, puedes ponerle la que más te guste, estarán igual de ricas.
    Abrazos.

    Julie: Gracias, querida amiga, por verme así.
    He sido una mujer muy feliz, ahora llevo vacíos que intento llenar con imaginación y me ayuda a afrontar estos baches con que nos tropezamos en nuestro caminar por la vida.
    Te dejo abrazos y cariños.

    ResponderEliminar
  26. Maritza: Si, querida amiga, unos abandonan el colegio y otros comienzan esa larga etapa, es como su segunda casa. Esta vida es una rueda, no se para.
    Con el estómago vacío, entiendo que estas albóndigas sean una tentación, te invitaría encantada.
    La ceremonia de mi nieto ha sido emocionante para todos.
    Gracias por todo.
    Cariños.

    María: Hoy, gracias a Dios, existe lo que se llama paternidad responsable.
    La inseguridad en el trabajo y la crisis que nos rodea, es para pensarlo antes de tener un hijo.
    Pero tampoco hay que perder las esperanzas, hay que darles un poco de tiempo y ya verás como todo llega.
    Con palitos o sin ellos, las albóndigas siguen estando estupendas ¡anímate!
    Abrazos.

    ion-laos: Ya veo que me vas conociendo ¡cómo a la abuela no le iban a caer lágrimas! Pero las he disimulado, me puse gafas de sol.
    La receta es sencilla e ideal para estos días de calor.
    Agradezco mucho tus buenos deseos, otro tanto pido yo para ti.
    Te dejo un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  27. Tracy: Me alegro de que te haya gustado mi receta y, al mismo tiempo, te haya recordado a tu madre.
    Sin el pimiento choricero, tienen que estar igual de buenas.
    Te dejo un fuerte abrazo.

    Dolce Voce María Eugenia: ¡Vaya si me doy cuenta! ¡pero si me parece que fue ayer cuando nació!
    La primer noticia que he tenido, es que la Graduación sería en el Salón de Actos, pero lo han hecho mucho más emotivo, al final lo hicieron en la iglesia del colegio, es muy grande y estaba llena, hasta había gente de pie.
    La abuela Kasioles no pudo por menos que emocionarse, que conste que la cosa no era para menos.
    Te dejo un fuerte abrazo en el corazón.

    Mª Pilar: Ha sido todo enternecedor.
    Yo también creo que mis padres le estarían viendo y disfrutando de este biznieto que, muy pronto, empezará en la Universidad una nueva etapa de su vida.
    ¡Cómo se nota que eres de puerto de mar! El hacer las albóndigas sólo con marisco, es un verdadero lujo, hay que ahorrar y meterles algo de pescado, no lo olvides, estamos en crisis.
    Abrazos y cariños.

    ResponderEliminar
  28. Jose: Una larga y emotiva etapa de su vida ha dado a su fin. Para el año próximo tendrá que matricularse en la Universidad y decir adiós al colegio.
    Pero su abuela sabe que hay recuerdos que perduran a lo largo de la vida.
    Ya veo que tienes buen gusto, pero los que hemos sido familia numerosa, tuvimos que espabilar y hacer platos que satisfagan y, al mismo tiempo, que sean ricos.
    Abrazos en el corazón.

    Leticia: ¡Qué alegría me has dado!
    Sabía que te habías tomado unas vacaciones, me parece estupendo, pero si te digo la verdad, estoy encantada con tu regreso.
    Te visitaré cuando tenga un ratito, estos días tengo a mis nietos en casa y dispongo de menos tiempo.
    Cariños y abrazos.

    Marisa: Ya hacía muchísimo tiempo que no las preparaba. El otro día recordé esta receta, la hice y a todos les ha encantado, anímate y prepáralas, ya me dirás si estaban buenas.
    Agradezco tu visita.
    Cariños.

    ResponderEliminar
  29. Annie: Gracias, amiga mía, agradezco mucho tus felicitaciones y se las haré llegar a mi nieto.
    Me satisface que, una buena cocinera como tú, alabe mis albóndigas.
    Abrazos y cariños.

    Katy: Tú misma puedes comprobarlo, anímate a hacerlas y verás los resultados.
    Me has hecho reír con lo del monedero ¡qué no haremos cuando vamos a cien!
    Disfruta de este rico plato.
    Cariños en un fuerte abrazo.

    AMBAR:Cuando le escribo, aunque sólo sea desde este mundo de ilusión que yo he creado, siento que ella, junto con mi padre, están ahí acompañándonos en todos los acontecimientos importantes que suceden en nuestras vidas.
    Ellos me querían muchísimo, me valoraban demasiado y les parecía que todo lo que yo hacía era rico, bueno y perfecto.
    Gracias, amiga mía, siempre me dejas lindas y cariñosas palabras.
    Te dejo un fuerte abrazo en el corazón.

    ResponderEliminar
  30. Que gusto da leerte tan contenta, me alegro que disfrutes tanto de la familia.

    ResponderEliminar
  31. Hoy no voy a comer, me limito a sentir esos latidos de abuela ante los logros de esos chicuelos que tanto amamos y al orgullo de tu madre por todo lo que dejó su simiente, por su vida en otras vidas.

    Abrazos muchos, Kasioles.

    Besitos a los nenes

    ResponderEliminar
  32. Hoy no voy a comer, me limito a sentir esos latidos de abuela ante los logros de esos chicuelos que tanto amamos y al orgullo de tu madre por todo lo que dejó su simiente, por su vida en otras vidas.

    Abrazos muchos, Kasioles.

    Besitos a los nenes

    ResponderEliminar
  33. Norma 2: Gracias, muchas gracias.
    El primer hijo de cada familia suele salir muy responsable, el resto se va dejando querer.
    Me alegro de que te haya gustado esta receta, en tu blog de Nutrición no desentonan estas albóndigas, sanas y ricas.
    Abrazos.

    Diazul: Gracias, cielo, ha sido una ceremonia muy emocionante.
    Ellos dejan atrás una larga etapa de su vida y, algún día, la añorarán.
    Lo que les espera es mucho más difícil.
    Te dejo mis cariños en un abrazo.

    Marinel: Ya sé que tú nunca fallas en la cocina.
    Estoy segura de que te saldrán buenísimas, llevas el arte en las venas y ya sabes que la genética es la que manda.
    Por lo que me cuentas, ya veo que tú tampoco no has parado.
    Te felicito por esa licenciatura de tu hijo. Estoy segura que habrá heredado de su madre el gusanillo de escribir y si lo hace tan bien como ella...¡EXITO ASEGURADO!
    Le deseo todo lo mejor en su futuro.
    El ballet siempre me ha gustado.
    Repito, felicitaciones a toda la familia.
    Cariños y abrazos para compartir.

    ResponderEliminar
  34. Cecy: Si los abuelos recordaremos este día, ellos, que se han pasado en el colegio una larga etapa de su vida, no podrán olvidarlo jamás.
    Las niñas estaban guapísimas, las peinaron con un moño alto y las pintaron, cuando acabó el campeonato, han venido a verme a casa, ya sabes que yo me he quedado con un nieto que estaba malito y por eso no he podido ir a verlas actuar.
    Te dejo un fuerte abrazo en el corazón.

    André de Artabro: Tienes razón, mi madre siempre se sentía feliz en la medida que yo lo era. A todos, tanto padres como abuelos, nos pasa lo mismo, si les vemos felices,nosotros nos sentimos como unas castañuelas.
    Estamos un poco lejos, de no ser así, no dudaría en invitarte para que probaras mis albóndigas.
    Esa excursión ha tenido que ser preciosa. No conozco nada de esa parte, tendré que apuntarme a la catequesis.
    Cariños.

    Duendes: Pues anímate, son fáciles de hacer y el resultado es buenísimo.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  35. maría josé tirado: Mi madre se lo merecía todo. Daba mucho y era correspondida.
    Si haces la receta te va a gustar.
    Cariños.

    Rosa Mª: Gracias, mi niña. A los abuelos nos cae la baba viéndoles.
    Estoy convencida de que la ocupación, no deja tiempo para pensar en penas, me siento muchísimo mejor haciendo cosas, no me importe acabar cansada.
    Séneca era un sabio, en lo de la felicidad ha acertado plenamente.
    Gracias a ti por estar a mi lado.
    Abrazos y cariños.

    Rosana Martí: Ya sabes que me alegra mucho recibirte en mi casa.
    Te he echado en falta.
    Ya te he visitado. Me encanta esa nueva presentación de tu otro blog.
    Igualmente te deseo que tengas felices días.
    Cariños en un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  36. Me alegra que la agenda eche humo y la tengas tan apretada jajaja seguro que lo pasas genial con cada cosa y disfrutas mucho

    Las albóndigas de pescado fueron una de las primeras recetas que hice cuando comenzaba a meterme en la cocina, estas te quedaron de miedo con esa salsita tan rica

    Abrazos

    ResponderEliminar
  37. Hasta aquí siento ese delicioso olorcito de esas albóndigas Kasioles jajajaja que riquindisisisimooo.... lo anoto como siempre ;)

    Te felicito preciosa la etapa que vivirás es linda ya tu hijo hecho un joven y yendo dentro de nada a la universidad para lograr ser alguien en esta vida... que lindo..... ya verás cuando se titule lo orgullosa que podrás estar.... mientras tanto disfruta de todos los momentos besos preciosa muá :*

    ResponderEliminar
  38. Pues mira que vas a tener una semana ajetreada y colmada de hermosos sentires y celebraciones.
    Que las disfrutes plenamente!!!!!

    Cariños

    ResponderEliminar


  39. Lo más bonito es la aurora de la mañana
    Y tu amistad el mejor regalo
    Que podía encontrar.

    Es un privilegio
    Que llenan mis bolsillos de estrellas
    Y los ojos se visten de acuarelas.

    Un abrazo soñando
    Y un beso reposando
    a tu lado.

    María del Carmen


    ResponderEliminar
  40. Enhorabuena por la graducación de tu nieto, Kasioles. Hace dos años q se graduó mi hija, fue un día muy feliz, inolvidable para toda la familia. Ahora, ya va camino de la graducación en su carrera universitaria, el curso q viene ya empezará tercer curso si Dios quiere. El tiempo pasa muy rápido.
    La receta, riquísima, las hice hace poco con una receta muy parecida, estaban buenísimas.
    Un fuerte abrazo amiga, pasa feliz semana.

    ResponderEliminar
  41. Kasioles ,en primer lugar felicidades a tu nieto ,que ya es todo un homdre
    Las albondigas de pescadin tienen que estar bien ricas y sanas
    besinos guapa

    ResponderEliminar
  42. Pues a tomar fuerzas con estas albondiguitas ricas para afrontar tantos acontecimientos,je,je.

    ResponderEliminar
  43. Me gustan tus palabras
    y el modo de enfocar los temas,
    las referencias a tu familia
    pasada y presente,
    ese amor marterno que se hace letra
    y también
    ¡cómo no!
    tus recetas,
    eres genial, amiga mía,
    me encanta tu blog.

    ResponderEliminar
  44. Pilar: Ya sabes que en esta vida hay ratos para todo.
    Disfrutamos de momentos emocionantes que van marcando nuestra vida y también lloramos cuando nos sentimos tristes e impotentes.
    Tendremos que valorar más estos bellos momentos, para que nuestra balanza se incline hacia el lado positivo.
    Cariños.

    Alborada: No quiero que te quedes sin comer.
    Todos los buenos acontecimientos suelen rematarse con algo rico.
    Después de la ceremonia, se brindó con un vino y hubo un picoteo.
    No ha faltado detalle.
    Gracias, mi niña, por esas palabras de cariño que siempre me dejas.
    Abrazos.

    Javier: Pues así ha sido. No he podido remediar emocionarme, todo ha resultado muy tierno.
    Hacía muchos años que no preparaba este tipo de albóndigas, les han gustado a todos y tendré que repertirlas.
    Te dejo mis cariños en un abrazo.

    ResponderEliminar
  45. Que bonito ver la graduacion de tu nieto ojala yo llegue a ver la graduacion de los mios.
    Las albondigas de pescado divinisimaaaaaaaaas seguro que estan de vicio .
    Como siempre me encantan esas cartas que le escribes a tu madre,el post de hoy es precioso.
    El montadito de morcilla de burgos y pimientos fantastico.
    Bicos mil wapa.

    ResponderEliminar
  46. Patty: No te equivocas, no sólo olían, también estaban buenísimas.
    La Graduación no ha sido de mi hijo, si de mi nieto el mayor.
    Mis hijos ya han pasado por eso, todos tienen sus carreras,son mayorcitos.
    De todas formas, he disfrutado mucho, ha sido todo muy emocionante, para recordarlo siempre.
    Cariños en un fuerte abrazo.

    Abuela Ciber: Hemos pasado un fin de semana que no olvidaremos.
    Hay que disfrutar al máximo con estos bellos momentos.
    Te dejo abrazos y cariños.

    La Gata Coqueta: Muy agradecida por tus cariñosas palabras que siempre dejas en cada comentario.
    Para mí también es una suerte disfrutar de tu amistad.
    Cariños.

    ResponderEliminar
  47. Aurora: Muchas gracias, querida amiga.
    Tú, que ya has pasado por esta experiencia, sabes lo emocionante que es.
    Me alegro mucho por tu hija ¡qué rápido se nos pasa el tiempo!
    Dentro de poco la tienes ya licenciada.
    Me alegro de que te haya gustado mi receta. Hacía mucho tiempo que no las hacía de pescado, pero tendré que repetirlas, han gustado mucho.
    Igualmente te deseo que pases un buen fin de semana.
    Cariños.

    PINKY: Ya haré llegar a mi nieto tu felicitación, el tiempo corre que vuela y pronto se ha convertido en un chico muy alto, estudioso y responsable.
    Las albóndigas estaban muy sabrosas. Al ser de pescado, son muy ligeritas.
    Abrazos en el corazón.

    Las Recetas de Manans: Eso hemos hecho, después de brindar en el colegio con un vino fresquito, hemos ido por ahí a completar la cena.
    Ha sido un día para recordar.
    Abrazos y cariños.

    ResponderEliminar
  48. Un día de estos le daré un mordisco a la pantalla.
    Está muy apetitosa...

    Besos.

    ResponderEliminar
  49. sin duda la felicidades es una cuestión de actitud frente a lo que nos toca vivir, no es lo de afuera lo que nos llena de gozo ,sino lo que nosotros mismos provocamos con nuestros pensamientos y emociones tanto para nosotros mismos como para los demás

    expresar esa felicidad a través de algo tan básico como preparar el alimento nos hace estar en sintonía con lo verdaderamente vital e importante, alimentar a los nuestros , esmerarnos en ello, siginifica dedicación , pero por sobre todo AMOR

    besitos y feliz semana Kasioles

    ResponderEliminar
  50. ante todo querida y admirada amiga felicidades por tu nietin, que ten presente que tu bella madre se sentirá plenamente feliz observándole desde un punto del universo. Y lo segundo darte infinitas gracias por volver a regalarnos otra sabrosisima receta. Muchos besinos de esta amiga admiradora que te quiere un montón.

    ResponderEliminar
  51. Felicidades por la graduación de tu nieto.
    Tus entradas son siempre emocionantes y tus recetas toda una exquisitez.
    Besitos guapa

    ResponderEliminar
  52. M Teresa: Gracias, amiga mía, es para mí una satisfacción que te gusten mis entradas.
    Los comentarios, cuando vienen cargados de cariños, como el tuyo, me estimulan a seguir escribiendo y cocinando.
    Te dejo un fuerte abrazo.

    NENALINDA: ¡Pues claro que llegarás! Si vieras lo rápido que se pasa el tiempo...
    Recuerdo, como si fuese ayer, a mi nieto de pequeño, hoy se ha convertido en un joven alto y guapo.
    Las albóndigas estaban muy ricas, tendré que hacerlas más veces, es lo que me han dicho mis nietos.
    Cariños.

    TORO SALVAJE: No hará falta, ya sabes que siempre guardo un poquito para ti.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  53. Lichazul...elisa: Estoy totalmente de acuerdo contigo.
    El cariño y la dedicación que día a día ponemos en todo lo que hacemos para los que están a nuestro alrededor,es una gran muestra de AMOR.
    Yo también te deseo que disfrutes de este fin de semana.
    Te dejo mis cariños en un abrazo.

    OZNA-OZNA: Gracias, cielo. La verdad es que ha sido un acto para no olvidar. Le comunicaré tu felicitación a mi nieto.
    Estoy convencida de que su bisabuela, también se sentía muy orgullosa de él.
    Gracias a ti por tus palabras.
    Abrazos en el corazón.

    Marta: Mi nieto estará encantado al recibir tantas felicitaciones.
    Hoy me he enterado que tiene muy buena nota de media, todos estamos contentos con sus calificaciones.
    Me alegro de que te haya gustado la receta de esta semana, sana y ligerita.
    Abrazos y cariños.

    ResponderEliminar
  54. BONITA FRESE YLA RECETA FENOMENAL.BESOS

    ResponderEliminar
  55. Linda frase, dice mucho
    Siempre, al lado de tu madre
    Si me juraría digo, que está siempre contigo.
    Felicidades a tu nieto, es verdad
    La vida pasa muy rápido...
    Y las recetas que decirte, tienes
    Arte, mi querida amiga
    He vuelto poco a poco¡¡¡
    Un beso enorme, brujilla

    ResponderEliminar
  56. Kasioles,gracias por tu visita,amiga.
    Vengo un poco tarde,pero no te olvido,cuando llego aquí descanso de mi camino y hago balance contigo de lo positivo y lo negativo...Ahora estoy de "exámenes"son los de mi hija en el instituto,intento ayudarle,porque a los doce años es difícil estudiar y sé que debo echarle una mano...Me alegro mucho de que disfrutes con tus nietos y no dejes de sentirte hija,con tu madre siempre cerca...Tu espíritu familiar y entrañable nos llega muy adentro y ese calor interior,que nos dejas nos fortalece y nos impulsa a seguir adelante.Después,saboreando esas bolitas de pescado me encuentro tan bien,que me resulta difícil marcharme otra vez al camino...Ese camino,que intento sea agradable y bello para todos.
    Mi felicitación por tu grandeza interior y mi abrazo grande por tu cercanía y amistad,Kasioles.
    FELIZ FIN DE SEMANA,AMIGA.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  57. Se me olvidaba decirte,que me ha encantado esa frase,de que la felicidad,que viene del exterior es efímera,la que parte de nuestro interior es fuerte y eterna...La tendré en cuenta,amiga.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  58. 123 a comer: Agradezco mucho tu visita.
    Cariños y abrazos.

    Brujilla: Tienes razón,la frase es preciosa y me alegra saber que muchísimos años atrás, alguien pensaba sobre la felicidad de la misma manera que yo la siento.
    Le haré llegar a mi nieto tu felicitación.
    Me ha alegrado mucho tu visita, se te echaba de menos.
    Abrazos en el corazón.

    MAJECARMU: Gracias, amiga mía, me agrada que me digas que en mi casa haces un descanso para charlar un rato conmigo.
    Ya veo que eres buena madre, yo también he intentado ayudar a mis hijos cuando eran pequeños, pero siempre tenía demasiado trabajo.
    Muchas veces me pregunto ¿cómo he sido capaz de criar a cinco hijos alejada de mis padres?
    Reconozco que he tenido ayuda, pero aún así, siempre tenía cosas que hacer.
    Dediqué y sigo dedicando mi vida a mi familia. Seguramente me he olvidado un poco de mí, pero es una forma de hacer camino, cada uno elige su sendero y a mí me tocó el de desempeñar el papel de madre, hija y esposa.
    De momento, no me pesa, ahora me doy cuenta de que no he predicado en desierto, recojo frutos y cariños muy gratificantes.
    Tú puedes continuar por ese bello camino de la poesía, nos acaricias siempre con tus letras.
    Gracias, amiga, gracias por estar ahí y visitarme.
    Te dejo un fuerte abrazo con mis cariños.

    ResponderEliminar
  59. Mi madre las hacía muy ricas y me la has recordado, te han quedado de maravilla.Felicita a tu nieto de mi parte.Besos.

    ResponderEliminar
  60. No sé si te lo he dicho anteriormente, pero me encantan estas conversaciones que mantienes con tu madre.

    Enhorabuena por la graduación de tu nieto.

    Me punto la receta, aunque aquí no son muy "pescaderos":):)

    Besos

    ResponderEliminar

DEJA TUS COMENTARIOS......