Seguidores

viernes, 4 de mayo de 2018

ACELGAS CON PENCAS Y HUEVOS REBOZADOS


Querida madre: Como llevábamos varias semanas sin ir al pueblo, ya que ha caído agua como no se recordaba en esta tierra, tampoco he tenido ocasión de acercarme al camposanto.


Anteayer se me logró y he podido comprobar que, pese a mi temor, los pensamientos y violas seguían llenos de vida.



Pero otra cosa llamó mucho más mi atención, es algo que nunca había visto en los diez años que lleváis descansando, te cuento:


En la parte central del panteón, a los lados del cuerpo central de granito que está más alto que los laterales, todo a lo largo de la junta que une un cuerpo con el otro, habían nacido, unas al lado de las otras, un montón de margaritas blancas ¡era para verlo!


Miré en las tumbas de alrededor, por si hubiese ocurrido lo mismo, pero allí sólo había hierbas que salían por las juntas o por los desconchones de las lápidas. Me gusta pensar que las flores saben elegir bien el sitio donde encontrar cariño.





Al pasar por mi jardín, así estaban los lilos y las glicinias ¡Todo un espectáculo de vida!










Al  escuchar esta canción de Perales, escribí:

  
EL AMOR QUE ILUMINÓ NUESTRO PASADO
SE ALETARGA POCO A POCO EN EL RECUERDO
SE VAN DIFUMINANDO LOS INSTANTES
QUE VIVIMOS CON CARIÑO  INTENSO.

QUISIERA SER PINTOR DE SENSACIONES
Y  GRABAR A FUEGO AQUELLOS DÍAS
QUISIERA TALLAR  LAS EMOCIONES
QUE DESPERTARON EN MI TANTA ALEGRÍA.

QUISIERA HACER GRILLETES CON RECUERDOS
PARA NO MEZCLAR LO REAL CON LO SOÑADO
QUISIERA ENCADENARME A AQUÉL PASADO
PARA JAMÁS SEPARARTE DE MI LADO.

QUISIERA ASIRME DE TU MANO
Y CONVERTIRTE EN EL GUÍA DE MIS DÍAS
ESCUCHAR TU CONSEJO ESPERANZADO
Y CONTARNOS NUESTRAS PENAS Y ALEGRÍAS.

Y ahora me toca hacer algo en la cocina. No a todos les gustan las verduras y menos unas insignificantes acelgas, pero como es bueno comerlas de vez en cuando, hoy las vamos a subir de categoría poniéndoles doble dosis de cariño mientras las vamos preparando.

INGREDIENTES: Un manojo de acelgas, 3 o 4 patatas, 3 o 4 dientes de ajo, aceite, sal, 1 o 2 huevos y harina para rebozar.


PREPARACIÓN:
1-      Separar las pencas de las hojas y reservar ambas.

2-      Pelar y trocear las patatas. Reservar.

3-      Lavar las pencas y quitarles los hilos. Cortarlas en trozos regulares. Reservar.

4-      En una cazuela poner las patatas y las pencas en agua hirviendo con sal. Dejar cocer de 20 a 30 minutos hasta que todo esté tierno.

5-      Lavar bien las hojas de acelga y trocearlas. Reservar.

6-      Cuando las patatas y pencas estén cocidas, se escurren, reservan y se guarda un poco del líquido de la cocción.

7-      Laminar los dientes de ajo. Poner una cazuela al fuego con aceite, que cubra el fondo y añadir los ajos. Dejar que tomen un poco de color.


8-      Añadir las hojas de acelga, al principio parecerá que no entran en la cazuela, pero pronto se bajan y es el momento de taparla y dejar unos minutos para que se vayan rehogando.


9-      Pasar las pencas por harina y huevo y freírlas en una sartén con aceite.


10-    Añadir las patatas reservadas a las acelgas de la sartén. Regar con un vaso del líquido de la cocción o algo más si fuese necesario. Mezclar.

11-    Poner por encima las pencas rebozadas.

12-    Para decorar el plato podemos cocer unos huevos, cortarlos en rodajas y rebozarlos igual que las pencas. Servir. Serán acelgas, pero están buenísimas.


13-   Servir. Serán acelgas, pero están buenísimas.

En otra te contaré más cosas, pronto hará la comunión Alexis, estaremos todos juntos y nos acordaremos de vosotros, yo sé que, de alguna forma, nos haréis compañía.

Cariños, besos y abrazos para todos.

                                Kasioles

111 comentarios:

  1. Yo creo que las flores también son mensajes que nos mandan nuestros seres queridos y saben muy bien donde ir para sorprendernos y acompañarnos :o)
    En cuanto a la receta, te puedes imaginar que nunca he probado esta receta? Deliciosa y sencilla como me gustan.
    Besos y feliz fin de semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  2. Me has emocionado Kasioles, con lágrimas en los ojos, he leido como han aflorado esas margaritas a los pies de esos restos inolvidables, y ya solo me faltaba escuchar a perales, se ha apoderado de mi un nudo en la garfanta, lo tengo tan reciente...
    Esta receta me ha avivado un poco, riquísima.
    Que tengas un buen día amiga.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Has preparado un plato diferente para comer las acelgas con patatas y huevos, me gusta y es muy completo como único, no necesitamos nada más para quedar saciados y está muy bueno.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Que plato mas delicioso debe ser, me gustan mucho las acelgas, pero tan solo las hago hervidas y poco más, este plato lo veo un poco laborioso para lo que yo cocino, pero no obstante se me van los ojos, un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Precioso y emotivo… Esas margaritas seguro supieron el lugar donde latir…

    Y bueno, yo como pocas acelgas, casi nada, pero desde luego, esto que nos dejas hoy tiene muy buena pinta. Como siempre, tomo nota! Miles de gracias 😊

    Bsoss y abrazos enormes, y muy feliz finde, querida amiga 😘

    ResponderEliminar
  6. Me confieso, yo pecadora: Nunca hago acelgas,
    ¡qué vergüenza! Como te imaginas bien, me guardo tu excelente receta
    para rectificar mi falta.

    Mi flor es la margarita, porque es sencilla
    y crece en cualquier tiempo y terreno. Me alegro de
    que hayan crecido en un lugar tan querido e importante
    para ti, aunque sus espíritus,tal como yo lo creo
    estén en el Cielo desde donde brillan como estrellas
    que iluminan las vidas de quienes siempre los recordamos.

    Un beso muy grande, o mejor, dos.

    ResponderEliminar
  7. Kasioles, el otro día me preguntaban si tenía en el blog alguna receta con acelgas y dije que no, esta sería una receta estupenda para hacerla en casa porque me ha gustado mucho todo lo que le has puesto

    Abrazos y buen fin de semana!!

    ResponderEliminar
  8. Amiga Kasioles para mí las acelgas no son insignificantes, muy al contrario son de mi gusto y si puedo elegir opto por ellas. El plato que nos presentas me parece todo un manjar no sólo por los ingredientes sino por el buen hacer y el cariño de la cocinera.

    Con tanta lluvia las flores brotan por todos lados cuando asoma el sol.

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  9. Un plato completo que sabrá a gloria. Mil besos preciosa!!!

    ResponderEliminar
  10. Siempre palabras encomiables para tu madre.
    No me gustan las acelgas, pero el plato tiene pinta de estar exquisito.
    Salu2.

    ResponderEliminar
  11. ¡¡Hola Kasioles!!¡¡Qué bonitas están las flores!! Sin duda, las margaritas han sabido elegir buen lugar para nacer. Me encanta la primavera precisamente por lo bonitas que están las flores, el campo y la naturaleza en general.
    A mi me gustan mucho las acelgas, las como con asiduidad, y sobre todo las pencas, ¡¡qué ricas!! Me encanta como has elaborado este plato, me parece muy original. Lo que nunca he probado son los huevos rebozados. Este plato es todo un espectáculo.
    Espero que disfrutéis de la comunión de Alexis, ya nos contarás. Besitos.

    ResponderEliminar
  12. Qué bonitas son las flores!!
    A mí si me gustan las acelgas, en casa las comemos a menudo y tu receta así con las pencas y huevos duros rebozados me parece muy buena. Tengo un hambre...
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Hola Kasioles, tus flores son muy hermosa las lilas me encanta, y esas margaritas, al lado de la lapida, es algo muy emotivo. A veces son mensajes para decirnos que todo esta bien, y que mas bello, que mandarlos a través de las flores. La receta me ha gustado, es sencillas y digestiva.
    Un calido abrazo!


    ResponderEliminar
  14. Entre mis flores preferidas están las amapolas y las margaritas así que me ha llamado mucho la atención las que han salido en el panteón de tu familia.Yo siempre tengo en mi terraza pero las compro, he intentado bastantes veces poner semillas de amapolas, las cojo del campo, en mis tiestos pero nunca me salen.Esa forma de poner las aclegas me ha gustado mucho porque yo las pongo sólo hervidas sin sal ( mi marido la tiene prohibida) y después les echo un chorrillo de aceite de oliva crudo y así nos las comemos, otras veces mezclo las acelgas con espinacas y las cocino igual.Ya estoy acostumbrada a comer sin sal así que me saben muy buenas.Besicos

    ResponderEliminar
  15. Una combinación muy rica. A quien no le gusta un rebozado sea de lo que sea??

    Besos

    ResponderEliminar
  16. Me encantan las acelgas y tú las has convertido en un plato verdaderamente delicioso.
    Saludos

    ResponderEliminar
  17. Que ricas sabes asi si me las comerias yo besitos

    ResponderEliminar
  18. Buenas tardes, Kasioles:
    Mi más sentida admiración por lo exquisito de tus textos.
    Un abrazo fuerte, compañera.

    ResponderEliminar
  19. Hola Kasioles..
    Las flores no tienen control, y cuando llega la primavera nacen y crecen donde mejor les apetece, y lo mejor es dejarlas hacer y admirar su creación..
    Sabes, del poema me ha encantado esta frase "QUISIERA SER PINTOR DE SENSACIONES" si se pudieran pintar las sensaciones seríamos. quizás si que los grandes pintores lo han logrado..
    Hoy me vas a disculpar si no vengo a comer, las acelgas, las tengo prohibidas por prescripción facultativa, así que no te recomendare ninguna bebida apropiada, yo necesitaria un Almax más que una bebida.. Pero no me lo tomes en cuenta, tienen muy buena pinta, y es que tu eres capaz de pintar las sensaciones hasta en los fogones..
    Un abrazo...

    ResponderEliminar
  20. Preciosas flores adornan a tus seres queridos Kaisoles.
    Mejor me como los huevos, amiga. Las acelgas les cogí mania de chica y nunca me entraron bien😊
    Buen fin de semana.
    Besos.

    ResponderEliminar
  21. ¡Ay, Kas! Cuantos años sin probar lo que nos ofreces hoy. Es tal como hacía mi madre las acelgas con patatas, que junto a la tortilla de patatas guisada, también suya, son dos platos que no había vuelto a ver. Tomo nota y pronto las haré.
    Gracias, guapísima.

    ResponderEliminar
  22. Holaaaaa amiga kasioles ya llego a leer la carta a tu mami, ver las fotitos y me ha llamado la atención lo de las margaritas porque mi madre era su flor preferida seguro que ha nacido ahí por que son bonitas preciosas y tu mami seguro que lo era y la música me encanta perales, la comida soy la tonta de las verduras hago las acelgas mas o menos como tú riquísimas que salen y hago potajes tortillitas muy sabrosas las verduras me gustan un montonazo y ya te dejo mis felicitaciones que creía que se me había pasado el día de las madres y me ha felicitado nuestra amiga en común Cristina así que tengas preciosa amiga, un feliz día de la madre besitosssssssssssssssssssssssss de con cariñoooooooooo

    ResponderEliminar
  23. Dicen que las margaritillas crecen donde se las pueda ver, quieren tener compañia por eso dan alegría. Ya sabes que no cocino pero alguna receta la paso para que me la hagan, hoy me la salto, me gustan las verduras pero las acelgas no. Un abrazote

    ResponderEliminar
  24. Nunca he comido las acelgas de hechas así, probaré tu receta que tiene muy buena pinta.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  25. Qué bonitas las lilas y glicinias. Me gustan mucho. Curioso lo que cuentas de las margaritas.
    A mi madre le voy a regalar un libro de los que ha escrito Perales, ya ha leído uno y le ha encantado. En casa tomamos mucha verdura y estas acelgas creo que nos podrían gustar, con tu permiso, me llevo la receta.
    Y que disfrutes de todos los preparativos del evento que te espera.
    Muchos besos, Kasioles

    ResponderEliminar
  26. Hermoso lo que cuentas y la forma de hacerlo.
    Una receta buenísima.
    Besos 🌹🌹🌹

    ResponderEliminar
  27. Que rica receta Kasioles, me ha encantado. La carta a tu madre, un placer leerla como siempre. Feliz día de comunión, que lo paséis muy bien. Muchos besos.

    ResponderEliminar
  28. Hola, Kasioles! Hace tanto tiempo que te leía, es que estoy bastante inactiva en mi blog.
    Hoy vuelvo y encuentro ese bello relato de margaritas blancas donde reposan los recuerdos, tu bello poema, y tu original receta de cocina.
    Me gustó de punta a punta esta entrada que escribiste.
    Un abrazo enorme, y no te olvido.

    ResponderEliminar
  29. Olá, Kasioles!
    Sempre uma bela postagem, desde o texto inicial, imagens, música, poema e, por fim, os pratos apetitosos, de dar água na boca.
    Transcrevo, com sua permissão, a estrofe que abre o seu belo poema:

    "EL AMOR QUE ILUMINÓ NUESTRO PASADO
    SE ALETARGA POCO A POCO EN EL RECUERDO
    SE VAN DIFUMINANDO LOS INSTANTES
    QUE VIVIMOS CON CARIÑO INTENSO"
    .

    Um excelente final de semana.
    Beijo.
    Pedro

    ResponderEliminar
  30. Hola Kasioles. Bonita canción y preciosas palabras las que siempre pones y haces que nos deleiten mientras vamos leyendo la entrada con tu receta.
    En este caso se trata de unas acelgas. Me gusta mucho la verdura pero he de decirte que esta en concreto apenas la he preparado fresca si que la he cocinado en conserva.
    De lo que no me cabe duda es que tal como las has preparado tienen que estar muy ricas. Una receta estupenda con una verdura que no suelo utilizar mucho. Me ha encantado.
    Que tengas un estupendo fin de semana.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  31. Qué emocionante hayan brotado esas flores tan lindas!.
    Muy hermosas palabras.
    Tomo nota de la receta. Tan buena como sencilla.
    Feliz fin de semana.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  32. Hola Kasioles! Qué fotos más bonitas, igual de bonitas que tus palabras como siempre, llenas de cariño. No me van mucho las acelgas pero seguro que si me pones delante tu plato me podrían llegar a gustar porque si lo has hecho tu, no me cabe duda de lo rico que tiene que estar ;) Un besito muy fuerte y cuidate mucho!

    ResponderEliminar
  33. Los lilos y las glicinias se ven preciosas ¡qué gusto que ya tengamos buen tiempo! y has hecho unas fotos preciosas.
    Las acelgas y las espinacas son mis verduras favoritas, me gustan más que las judías verdes tan sosas las pobres y eso que las hago hervidas y ya está, pero con tu receta me has dado una buena idea para hacerlas y acompañarlas con los huevos ¡gracias mil!
    Y mil besos para tí, preciosa.

    ResponderEliminar
  34. Buenísima tu poesía. Eres tan gran cocinera como poeta. :)

    Qué curioso lo que pasó en la tumba de tu madre... Serán el brote de su alegría al darse cuenta de cuánto la recuerdas...

    Me ha gustado mucho todo...

    Un beso muy grande, Kasioles.

    ResponderEliminar
  35. Mi querida K.
    Siempre me emocionan las conversaciones con tu madre pero esta más, las margaritas encuentran tu cariño, porque con cariño ellos te las regalan, por eso nacen y crecen ahí.
    El poema ya está tatuado en tu alma, ese y todos los que les escribes, ellos los reciben encantados, la música maravillosa y las acelgas hace tiempo que no las como ni así ni de ninguna manera, aquí no las encuentro, bien agusto me las comería.
    Un gran abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
  36. A veces, aquellos a quienes amamos y los seguimos amando aunque no estén a nuestro lado, nos mandan señales para que sepamos que nos siguen protegiendo. Tu plato, es un básico en mi cocina igualito menos por los huevos. Lo demás lo hago igual. Bss

    ResponderEliminar
  37. Creo que ese florecimiento, quiere indicarte algo. Quizás seaun hermoso obsequio que del más allá han querido enviarte, para hacerte ver, que desde donde están, ellos siguen protegiéndote.

    Besos

    ResponderEliminar
  38. Olá Kasioles!
    Esse e-mail do "Yahoo" não me pertence. Quanto ao "erro" a que se refere o e-mail, não existe. Acabei de verificar o comentário que fizeste nesta tua última postagem e ficou correto, como tu podes ter visto. Também o teu comentário no meu blog, nesta minha última postagem ficou correta.
    Portanto, deve ser dessas "brincadeiras" que ocorrem na Internet.
    Obrigado pelo aviso Kasioles.
    Um bom final de semana.
    Pedro

    ResponderEliminar
  39. kasioles,un dá te contaré una historia sobre las margaritas,pero te adelanto que son las más humildes y abundantes por ello.
    Es un detalle que llama la atención,al menos a mí que me fijo mucho en esas cosas.
    EL poema ...no cabe más cariño!
    Y el plato de acelgas,no digas que SÓLO SON ACELGAS.Tal vez muchos la quisieran comer
    Y más viendo cómo te han quedado,mmmmmmm
    Besucos

    ResponderEliminar
  40. Hola Kasioles, que grata sorpresa nos regalas con este versado poema que llena de paz y el recuerdo aviva y acaricia para sentirse bien…y luego nos reconfortas el cuerpo con este plato con tanto mimo elaborado…
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  41. Hola Kasioles, que bien has recreado este plato de la cocina tradicional( la de nuestras abuelas) para camuflar y enriquecer algo tan sencillo como las acelgas. Me ha encantado y te felicito por ello. besos amiga.

    ResponderEliminar
  42. Linda e sentida homenagem à sua mãe, também já não tenho a minha, mas mesmo elas não estando presentes fisicamente, estão sempre ao nosso lado em pensamento e no coração.
    Deliciosa refeição.
    Bom domingo
    Beijinhos
    Maria de
    Divagar Sobre Tudo um Pouco

    ResponderEliminar
  43. Yo me como las acelgas de otra manera y me encantan, pero este plato que has preparado tiene que estar delicioso, sobre todo para los niños que no les gusta la verdura.

    Preciosos versos. Ya sabes que me encanta todo lo que escribes, así como las conversaciones con tu madre, y las flores... qué te voy a decir, otra cosa maravillosa.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  44. Siempre es un verdadero placer lee tas cartas a tu querida madre.

    Saludos

    ResponderEliminar
  45. Tiene que estar muy bueno éste plato aunque lo mejor han sido los versos y la carta que siempre escribes a tu madre.
    Besos

    ResponderEliminar
  46. Querida Kasioles.

    Sabes de un buen lugar en Madrid, cerca a la Puerta del Sol, adonde se pueda comer Cochinillo asado al estilo Segoviano.

    Aprecio tu comentario en tu respuesta en mi blog.

    Abrazos plenos de aprecio.

    ResponderEliminar
  47. Precioso el poema Kasioles, pero no es muy bueno vivir en el pasado, la vida da muchas otras alegrías para poder disfrutarlas aunque ya no se tengan las mismas ganas que cuando uno es joven.
    Riquísima la receta que compartes, la pinta es estupenda.
    Un abrazo y que tengas una bonita semana.

    ResponderEliminar
  48. Hola! qué buen plato de acelgas, a mi me chiflan, lo que no he probado son las pencas rebozadas, como las has preparado. Lo haré, porque es una verdura que en casa nos gusta a todos. Un beso.

    ResponderEliminar
  49. Linda tua conversa com tua mãe, o poema lindo e a receita que é tão boa! Gostei de ver e ler! beijos, tudo de bom,chica.Que a semana seja linda!

    ResponderEliminar
  50. Preciosa la carta a tu madre.
    Y ese plato muy rico, aunque en casa, solo me lo comería yo. No saben lo que se pierden.
    un besito

    ResponderEliminar
  51. A mi me cuestan las acelgas pero conozco a uno que disfrutaria con tu plato.

    PTNTS
    Glòria

    ResponderEliminar
  52. nunca había pensado lo de las flores, sería bonito que fuese así, ¿verdad? Un poco como los animales, que en una casa llena de gente siempre encuentran alguien especial...

    ResponderEliminar
  53. Amiga, não pertenço ao número de pessoas que não gostam de verduras, pelo contrário, gosto muito e todos os dias como saladas (ou legumes cozidos; gosto imenso de esparregado, por exemplo)
    Portanto... já sabes, vou levar a receita :)))

    É muito interessante o que contas das margaridas. Por vezes nós não entendemos as razões de certas coisas acontecerem... mas para TUDO há uma razão!

    Gosto muito de José Luis, e esta canção é linda!
    E adorei o teu poema!

    Fiquei muito feliz por dizeres que não precisaste do tradutor para entender o que escrevi. Que bom! Quando nos encontrarmos não vamos ter dificuldade em nos entendermos :)))

    Votos de uma boa semana.
    Beijinhos
    MARIAZITA / A CASA DA MARIQUINHAS

    ResponderEliminar
  54. Esas margaritas inesperadas parece que fueran un mensaje de esperanza.

    Besos.

    ResponderEliminar
  55. Me llevas a los tiempos con hijos aun en casa y como le gustaban las milanesas de acelgas!!!!
    Siempre que hacia pascualina dejaba lo que yo llamo tronquitos de la acelga para hacer en milanesa
    Riquisimo y facil de hacer lo que hoy nos regals
    Cariños, y buena semana admirando las bellisimas glisinas que tienes

    ResponderEliminar
  56. ¿Como terminasteis la comunión de Alexis??.
    Me ha encantado el blog. Mi padre tomaba pencas rebozadas para bajar la gota. se lo recomendó un conocido catedrático de reumatología de Madrid. Las que haces tienen una pinta bárbara. Las ponían en la menestra de Paquito el de Casa Damián de Palencia. Un cordialísimo saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si tuvieras un blog, te visitaría encantada. Te contestaré a través del mío.
      Antes de nada, quiero agradecer tu cariñoso comentario, en ti se cumple el dicho:Lo prometido es deuda.
      Como sabes, el día nos acompañó y los niños, después de comer, se fueron a jugar con los hinchables y se lo han pasado en grande.
      Los mayores pasamos al salón de baile y allí hemos hecho lo que hemos podido, me encanta bailar y he estado cerca de tres horas sin parar, ya sabes, yo siempre arrimada a la gente joven que es la que domina el baile suelto y movidito.
      En mi próxima entrada contaré alguna cosilla más.
      Cariños para que los compartas con Ángeles.
      Kasioles

      Eliminar
  57. Repetiré cuántas veces pueda que me encanta tu rinconcito entre pucheros y corazón... Un besazo

    ResponderEliminar
  58. Algo parecido ocurrió en la tumba de mis padres y hermano, habían crecido pensamientos, allí hace frío y es la flor que más resiste. Las flores saben devolver sus cuidados, mi hermano las adoraba.
    No estoy muy bien de ánimo, hay rachas que vienen seguidas, pero la vida es así, una de cal y otra de arena.
    No me gustan las acelgas, pero las pencas rebozadas sí y los huevos que nos dejas, también los hacía mi madre.
    Te dejo mi cariño y mi fuerza para nuestra amiga Ámbar.

    ResponderEliminar
  59. Pues si, esas margaritas sabieron elegir el mejor lugar. Me alegro. Mil besos amiga

    ResponderEliminar
  60. Tienes razon esas margaritas sabian bien donde tenian que nacer ,pues tu sabras darle los cuidados que necesitan ,espero que el encargado de limpiar el cementerio no las arranque .
    Las acelgas seguro que estaban de rexupete ,de buena gana daba cuenta de un plato para la cena , te han quedado de relujo.
    Como siempre un placer venir a visitarte y disfrutar de tus maravillosos post canciones y recetas.
    Disfruta de la comunion de tu nieto seguro que sera un dia maravilloso.
    Bicos mil y feliz semana wapisimaaaaaaaa.

    ResponderEliminar
  61. Que emotivo lo de las margaritas. Es que las flores son sabias.
    La receta me ha encantado. No te imaginas la de ideas que me das para mis platos.
    Mil gracias, preciosa.
    Besos

    ResponderEliminar
  62. Eres un sol de persona.

    Gracias por tu comentario.

    ResponderEliminar
  63. Que ricoooo!!!
    La cocina y la poesía te van de maravillas.
    Un abrazo Kasioles y gracias por tu visita.

    ResponderEliminar
  64. Las margaritas son humildes pero bien listas. Saben bien donde vivir su primavera. Rica receta.Yo cada vez las como más. Besos

    ResponderEliminar
  65. Ay, Kasioles, que desastre, yo tiro siempre las pencas con la buena pinta que tienen rebozadas las tuyas, a ver si las pruebo y saco más provecho a las acelgas y rebatimos lo que decía mi madre, eso de "es más sosa que una acelga hervida"

    ¿Que decirte de tu poesía, la música y de esa comunicación tierna y amorosa que mantienes con las ausencias que más has amado?, pues que me sigue conmoviendo.

    Un abrazo, linda.

    ResponderEliminar
  66. Hola, paso para dejarte un saludo muy cordial y mi cariño.

    ResponderEliminar
  67. Muy emotiva y entrañable esa comunicación que has tenido con tu madre.
    En cuanto al guiso de hoy, nunca lo había comido de esta forma, así que me pondré manos a la obra este fin de semana, porque tiene una pinta riquísima. Por aquí que somos muy brutos, le llamamos a las pencas, tronchos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  68. ·.
    Como siempre, una tierna carta. Una maravilla que las margaritas colonicen el granito, mi piedra favorita.
    Lilos y glicinias (yo las llamo wisterias). Me encantan. Están como los nuestros.
    Y de la receta... fantástica. Consigues un todo uno con lo que nosotros hacemos platos separados. Riquísimas.

    K·riños

    La Mirada Ausente · & · Cristal Rasgado

    ResponderEliminar
  69. Hola Kasioles, debió de ser muy emocionante ver como han brotado esas preciosas margaritas donde reposan tus seres queridos, ellas saben muy bien donde brotar, la carta a tu querida madre como siempre muy emotiva y me haces recordar a la mía:)
    A mi me encanta la verdura y las acelgas están bien ricas, preparadas como tu lo has echo deben estar buenísimas, otra receta a tener en cuenta.

    Besos.

    ResponderEliminar
  70. No dudo ni por un momento que las flores salen donde deben, tengo comprobado que a mi cuando estoy de bajón se me mueren todas.
    Tu receta muy rica, esas acelgas y ese huevo rebozado, de lujo.
    Un abrazo fuerte preciosa.

    ResponderEliminar
  71. Toda una artista en la cocina querida Kasioles, ricas pencas fritas y todo lo que lleva, lindo saludo a la Madre con sus flores. Y un poema hermosísimo que me encanto, gracias por todo esto amiga.
    Abrazo

    ResponderEliminar
  72. Por el aspecto que ofecen las pencas en las fotografías diría que son acelgas, o así las llamamos por aquí. ¿Son lo mismo? ¿O es otra variedad de verdura distinta?
    Seguro que sí, que las margaritas han brotado de ahí por algo. De eso estoy segura.
    Un beso

    ResponderEliminar
  73. Hola Kasioles.Es muy hermoso lo que dices sobre las flores en la tumba de tus seres queridos.Son un signo de que ellos no han muerto,viven en ti y te ayudan a vivir con alegría generosa.
    Hoy nos has descubierto el secreto del condimento que les pones a todos los platos para que resulten geniales:¡¡una buena dosis de cariño!! Tomo nota
    Te mando un fuerte abrazo
    Carmen

    ResponderEliminar
  74. Mais um magnífico post, nas palavras, fotos, sugestão musical e receita culinária.
    Gostei de tudo, como sempre.
    Continuação de boa semana, amiga Kasioles.
    Beijo.

    ResponderEliminar
  75. Oi Kasiole! "Olhei nos túmulos ao redor, caso a mesma coisa tivesse acontecido, mas só havia ervas que vinham das juntas ou das lascas das lápides. Eu gosto de pensar que as flores sabem como escolher o lugar onde encontrar o amor". Você é um ser iluminado minha querida. Tanta poesia onde a morte faz seu descanso. Postagem saudosa e repleta de boas emoções. A culinaria, como sempre soberba ! Grande beijo.

    ResponderEliminar
  76. Muchas gracias por visitar mi blog, veo que tenemos amigos y amigas comunes, al final todos nos juntamos.

    Eso sí, tu blog es mejor verlo con el estómago lleno, jajaja, tus recetas tienen un aspecto delicioso.

    Enhorabuena.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  77. ¡Hola Kasioles!

    Es una preciosa entrada como siempre y llena de sentimientos que llegan al corazón y hacen sentir nostalgia, pero también tus letras suenan a primavera un tanto loca si, mas hace que todo florezca, hasta florece la vida.

    Fotos, letras, deliciosos versos y esa música con la voz de José Luís Perales, queda poco que decir, amiga.

    Excepto esa receta bien sana y por cierto rica que solo con ver el plato da ganas de hincarle el diente, justo lo que a mí me encanta, las verduras. Gracias por darnos tanto, eres genial.

    Y te dejo por hoy con un inmenso abrazo, mi gratitud y estima.
    Feliz fin de semana, reina.

    ResponderEliminar
  78. Hola amiga Kasioles. Me alegro de que al final hayas podido ir al cementerio y disfrutar de esta bella sorpresa.
    Cariños,
    Eric.

    ResponderEliminar
  79. Yo a tu blog tengo que venir después de haber comido porque tus fotos son tan reales que me entra un apetito ¡¡¡¡ Por cierto, las margaritas son las flores más sencillas y de ahí de las más bellas que hay, igual que el amor verdadero, de lo más bello y más sencillo que hay.
    BEsis.

    ResponderEliminar
  80. La primavera florece y de eso nos das buena cuenta con tus imágenes y esa sorpresa de las margaritas, qué preciosidad.
    Nunca he visto un plato de acelgas tan rico como el que has preparado. Dan ganas de comérselo. Yo dejé de comprarlas porque no me salían bien y ahora que he visto tus trucos, será cuestión de intentarlo.
    Gracias por todo lo que nos aportas con tu cariño y esa humanidad que desborda la pantalla.
    Un abrazo, Kasioles.

    ResponderEliminar
  81. Foto di bellissimi fiori ed una ricetta particolarmente gustosa !

    ResponderEliminar
  82. Que buena entrada la de hoy, buena por donde se la mire. Desde las margaritas que han nacido solas, pasando por tu poesía y para culminar esas pencas con acelga... no me queda otra cosa que aplaudirte. Gracias.

    Un abrazo.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  83. La preparé a la receta y aunque comente poco te sigo leyendo...

    ResponderEliminar
  84. Bueno a mi me ha encantado por muchas razones...
    Primero , llevo mucho tiempo sin ir a ver a mi madre al cementerio, pus la tengo en otra ciudad y la última vez que fui llovía a mares...
    Como a ella y a mi me encantaban las flores, y la sigo cultivando, desde su jardín al mío, esas flores se ven divinas , me imagino allí las margaritas, por aquí abundan igual ,son silvestre, pero en ese lugar donde está ella no dejan sembrar nada , así que se conforma con los ramos que llevamos siempre, su flor preferida era la rosa entre otras más.

    Ella me enseño a cocinar acelgas, pero esta receta no la conocía y me parece genial, me encanta la acelga y a todos de mi casa les gusta...así que una variante que agradezco mucho y que seguro me luciré cuando vengan a visitarme.

    Te dejo un gran abrazo y lo mejor en las festividades que se acercan por tu familia
    Un abrazo grande!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola estimada
      solo paso a dejarte un abrazo
      y desear que en medio de tu jardín sigas cultivando esos pensamientos y sueños de vida
      un abrazo!

      Eliminar
  85. Mi muy querida Kasioles:

    No me cansaré de agradecerte tus magníficas recomendaciones para visitar Madrid.

    Eres súper especial.

    Un abrazo!!!!

    ResponderEliminar
  86. Hola Kasioles!! Gracias por visitar mi blog!
    Qué manera tan tierna de comenzar una entrada, las flores preciosas, hacen que este lugar sea diferente como un "campo"...
    A i me gustan mucho las acelgas, me gusta combinarlo con bacon (nosotros le decimos tocineta) de hecho tengo una receta en el blog, también lo usamos en sopas, el sancocho no puede estar sin acelgas...
    Tu receta se de deliciosa, me la guardo.
    Abrazos!!

    ResponderEliminar
  87. Mi querida Kasioles, por fin tenemos a la primavera con todo su esplendor. La lluvia que ha caído ha bendecido al campo y da gusto verlo por todas partes...Veo tu jardín con sus lilas y me alegro muchísimo de que esas margaritas hayan brotado en el cementerio...Ellas te traen un mensaje de amor para ti, estoy segura de ello, son las cartas de tus seres queridos...La receta que nos dejas es sencilla y muy apetitosa, trataré de hacerla...Gracias por tu presencia, voy estando mejor y espero poder ir a Múnich en julio a conocer a mi nueva nietecita que nacerá ahora en mayo, si Dios quiere.
    Te dejo mi abrazo y mi ánimo siempre, amiga.

    ResponderEliminar
  88. bello puzzle de emociones Kasioles donde se visten las palabras ,flores , comidas y sentimientos en tus manos llenas de ingenio y de sabiduria , feliz fin de semana . jr.

    ResponderEliminar
  89. La carta imparajitable a tu madre en el descanso justo, es de una belleza proverbial. La visita al cementerio como decimos por aquí, bella poesía en prosa. Qué buen tratamiento en el texto con las flores, que no me quedó más remedio que traer a colación, este fragmento bellísimo: "Me gusta pensar que las flores saben elegir bien el sitio donde encontrar cariño."
    La canción de Perales y tu poema, sentidas. Me encanta eso de Perales de observar el amor más allá del mismo amor, y tu poema entre la añoranza y el amor por los buenos momentos del amor.
    Tu receta admirable, que nos despierta el gusto por las verduras. Un abrazo. carlos

    ResponderEliminar
  90. Bom dia Kasioles!
    Uma linda postagem cheia de sentimentos. Gostei muito do poema, e do vídeo. s receitas com os pratos são maravilhosas. As fotos são divinas. Gostei muito da postagem
    Uma boa semana!
    Um beijo!

    ResponderEliminar
  91. Que bonito encontrar esas margaritas ay!!
    Y tu receta para mi riquísima, me encantan las acelgas y acompañado de esos huevos un plato único perfecto.
    Un besito

    ResponderEliminar
  92. Kasioles, te agradezco tus buenos deseos...Todo saldrá adelante, si Dios quiere. La niña que va a nacer será prima de Sofía. Nacerá en Múnich de mi hijo el pequeño. Sofía está en Sidney, es de mi hijo mayor...Todos estamos distanciados, pero unidos en el sentimiento...Ahora me queda Isabel, que se examinará de selectividad.
    Mi abrazo y que Dios bendiga a toda tu familia, amiga.

    ResponderEliminar
  93. Kasioles, me quedo con ese milagro de amor que ha hecho nacer blancas margaritas en la tumba de tu madre y es que el amor es el sentimiento más bello que puede anidar en el alma, a veces duele de tanto amar, y como decía nuestra Teresa de Jesús..."Vivo sin vivir en mí"

    Que ese fuente de amor que hay entre las dos, no se seque nunca.

    Un abrazo y mi cariño.
    Ángeles

    ResponderEliminar
  94. Um prato riquíssimo. É verdade, precisamos comer verduras, eu gosto muito e tenho feito em quase todas as refeições. Marido também gosta.
    Gosto de apreciar as glicínias, mesmo com tantas abelhas, tenho que ficar perto das flores, que parecem emitir luz. A cor das flores é incrível, difícil de descrever. No Brasil eu nunca vi glicínias, mas como é um país enorme, talvez tenha em algum local.
    Minha querida amiga, deixo muitos carinhos, abraços afetuosos e muitos beijos. Desejo que seus dias de primavera sejam tranquilos e bem aproveitados.

    ResponderEliminar
  95. Toda ternura, belleza y además con un alma de cocinera maravillosa, besos Kasioles, un abrazo de todo corazón :*

    ResponderEliminar
  96. Passei para ver as novidades.
    Aproveito para te desejar a continuação de uma boa semana, amiga Kasioles.
    Beijo.

    ResponderEliminar
  97. Una sencilla verdura como es la acelga la has convertido en un plato de lujo que estaría riquísimo.besinos

    ResponderEliminar
  98. Passei para desejar um bom fim de semana.
    Beijinhos
    Maria
    Divagar Sobre Tudo um Pouco

    ResponderEliminar
  99. Como siempre tan cariñosa con tu madre, se ve que la quieres y la echas de menos.
    Tu poesía me ha llegado al corazón, llena de amor y de gratos recuerdos.
    Las acelgas tienen un cara que comenme, creo que voy añadir a mi repertorio de recetas.
    Gracias por tu visita y cariñoso comentario.
    Besos, feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
  100. Hola Kasioles, paso a dejarte un gran abrazo deseándote que pases un feliz domingo, cuídate mucho vale?

    Besos.

    ResponderEliminar
  101. Hola, Kasioles.
    Paso rápido para saludarte y desearte feliz domingo.
    Espero poderte leer pronto.... y cómo no, disfrutar de tus recetas y de tus letras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  102. Que ricas esas acelgas Kasioles, yo siempre lo hago todo hervido con patata, jeje, o las pencas rebozadas como has hecho para acompañar pollo empanado o cosas así. Pero así mezclado ha de estar de miedo y el huevo cocido tampoco lo he arrebozado nunca, jajjaaja, este plato va a ser totalmente novedoso para mi, ademas de muy rico :P
    Besote!!!!

    ResponderEliminar
  103. Que maravilha de flores. Adorei. Beijinho e Feliz semana.

    ResponderEliminar
  104. Hola, amiga Kasioles: primero gracias por interesares y decirte que estuve sin ordenador para poder publicar algo, y por otra parte también me ha favorecido porque poco dedo estar sentada a esta ventana. Como pude fui mandando algunos comentarios con mi móvil que por cierto no me resulta nada fácil, pero me gusta corresponder a quienes mi visitan.

    El viernes me lo dieron y estoy preparando algo que saldrá hoy por la noche o mañana... no pasé en casa el fin de semana y ahora estoy en ello.

    Un abrazo apretado y mil veces gracias.
    Se muy, muy feliz.

    Se me olvidaba decirte que preparé esta receta y fue un placer saborearla con dos de mis nietas. ¡ Gracias buen chef!

    ResponderEliminar
  105. Buenas tardes, gracias por tu visita y tu comentario, llevas razón en lo que dices en él, nos sentimos flotando cuando el amor está en nuestro corazón.
    Besos, feliz semana.

    ResponderEliminar
  106. Hola Kasi !
    Claro que sí , las flores saben quien las mima y seguro que ellos desde su sitio lo hacen .
    Como me gusta leerte , siempre plasmas tanta sensibilidad .....se nota que escribes con el corazón.
    La receta una delicia sin duda , hace años que no las como , lo que daría por poder alargar la mano a través de la pantalla jaja...en estos momentos .
    Abrazos amiga.

    ResponderEliminar
  107. Las flores tambien tiene sus preferencias donde les dan vida agradable y es lo que ha pasado para devolverte esa sensación de amor que profesas a tu querida mamá.

    La receta debe de estar de ensueño.

    Gracias por tu siempre agradable visita

    Un abrazo

    ResponderEliminar

DEJA TUS COMENTARIOS......